Microcuentos tuiteros 23

  • Se sintió triste en su primer instante como gota, hasta que cayó y empezó a reflejar el cielo.
  • ¿Lluvia de piedras, cascadas de arena? No, apenas un millar de ratones galopando.
  • Dejó de temblar, de estornudar, se quitó el abrigo y se liberó de su lluvia imaginaria.
  • Y bajo los colores postizos, los aromas ajenos, se encontraba una belleza que nadie conocía.
  • La manzana: siempre había temido al suelo, pero al llegar se dio cuenta que seguía viva.
Anuncios

¿Sin comentarios?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s