Amistad

Yo acostumbraba a ver mi reflejo en las cucharas porque resistían más que los espejos. Unos sujetos temerarios que conocía, se empeñaron en prepararme para un espejo. Pese a sus esfuerzos, no lograron convencerme de que los ojos del reflejo eran los míos. Por más que gritaron, no me convencieron, y al final volví a guardarlos, con todo y espejo.

Anuncios

¿Sin comentarios?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s